Bizcochos y Tartas / Meriendas

Poke Cake

Hola de nuevo a tod@s, ¿que tal ha ido esa Semana Santa?. Espero que hayáis disfrutado de los vuestros en casa como yo he podido disfrutar de los míos.
Ha estado mi hermana con los mellizos y hemos podido estar todos juntos unos días y la verdad, he disfrutado como una enana. Además ha sido una semana de celebraciones porque mi hermano cumplió 30 tacos, Rafa 36 y la princesa de mi casa ya es toda una señorita de 5 años!! Uff que rápido pasa el tiempo, me da vértigo pensar que ya han pasado 5 años desde que la ví por primera vez y me enamoré de la cara más bonita que había visto nunca.
Y que rápido crecen y se van haciendo independientes….pero si hasta me discute la ropa que quiere o no quiere ponerse!!!!
Bueno, que me enrollo, que han sido unos días muy intensos en los que hemos disfrutado mucho, que es lo importante.
Ahora voy con el reto de este mes, el bizcocho anti-estrés. La verdad es que da hasta un poco de pena cuando una vez doradito y listo tienes que agujerearlo con la pala, cual mujer al borde de un ataque de nervios…aunque como terapia lo recomiendo.



Es una receta que no había escuchado nunca y además casi todo lo que hay en la red está en  inglés, o mejor dicho, estaba, porque a partir del día 20 las chicas del desafío van a contribuir a que los de habla hispana puedan preparar este bizcocho tan rico, sin ningún tipo de problema.
Y ya sin enrollarme más, os enseño mi versión.
«Poke Cake al horno de mi Abuela», con ingredientes sencillos que tenéis seguro en la cocina para hacerlo esta tarde para merendar.


Ingredientes del bizcocho:

  • 3 huevos grandes a temperatura ambiente.
  • 1 yoghurt natural.
  • La medida del yoghurt de aceite de oliva.
  • 2 medidas del yoghurt de azúcar.
  • El zumo de media naranja.
  • 4 medidas de yoghurt de harina de fuerza
  • 1 sobre de levadura
  • Una pizca de sal.
Relleno:
  • 1 sobre de natillas
  • 8 cucharadas de azúcar
  • 1 litro de leche
Cobertura:
  • 250 gr de chocolate negro para postres
  • 100 ml de nata.
 
Preparación:
Yo he usado la thermomix para preparar el bizcocho, aunque puede hacerse sin problemas al método tradicional.
Vertemos todos los ingredientes excepto la harina, la levadura y la sal y batimos a velocidad 4,  seis minutos.
Añadimos la sal y la harina tamizada con la levadura y mezclamos con 4-5 golpes de turbo.
Volcamos en un molde rectangular previamente untado con mantequilla y un poco de harina y al horno a 160º calor sólo por abajo unos 40 minutos.
 
 
 
Las natillas las preparamos tal y como nos indica el fabricante, de un litro de leche, separamos el contenido de una tacita donde diluimos el sobre.
Calentamos el resto de la leche hasta que hierva y añadimos la taza sin parar de remover durante 2-3 minutos hasta que vuelva a hervir.

Y por último la cobertura, troceamos el chocolate y lo reservamos. En una cazuela ponemos la nata a calentar y cuando hierva la retiramos y volcamos el chocolate moviendo hasta que se integre bien con la nata. Es mejor prepararla cuando vayamos a usarla porque si no solidifica y es más difícil.
Montaje:
Cuando el bizcocho esté aún tibio, con el palo de una cuchara de madera, lo agujereamos entero.
 
Vertemos sobre él las natillas una vez haya pasado unos 10 minutos desde que las preparamos y dejamos enfriar 12 horas.
 
 
Una vez pasado este tiempo cubrimos con la cobertura de chocolate y dejamos enfriar.
Yo lo adorné con almendras picadas y le daba un sabor muy rico, pero podéis usad lo que queráis.
Espero que os haya gustado, pero no podéis dejar de pasaros por los blog de mis compañeras del desafío para ver las maravillas que os han preparado.
 
 
Besitos y como siempre cuidad a las abuelas, porque sus fogones son sin duda el mejor calor al que podemos arrimarnos. Nos vemos.
 

Comentarios

20 abril, 2014 a las 10:46 am

¡Madre mia!! bizcocho borracho de natillas y con chocolate!! me matas!! esto ya es de matrícula de honor!! me lo llevo ahora mismo! Un beso.



20 abril, 2014 a las 2:21 pm

uhmmm delicioso,tiene muy buena pinta,,besos



20 abril, 2014 a las 7:12 pm

El bizcocho con natillas tiene que estar de vicio lo hago seguro. se ve muy esponjoso.
saludos cocinando con cintro.



20 abril, 2014 a las 8:03 pm

Bien jugoso habrá quedado ese bizcocho!!!!!!!!!!!!!!!!! que rico madre mía!



21 abril, 2014 a las 8:23 am

Las natillas triunfaron en el desafío de este mes! Si es que son fantásticas para hacer un buen poke cake!!





21 abril, 2014 a las 5:27 pm

Tiene una pinta deliciosa! Bizcocho empapado en natillas y con cobertura de chocolate! No se puede pedir más!!!



21 abril, 2014 a las 6:23 pm

El relleno de natillas me encanta, tiene que estar muy rico y se ve super jugoso. besos



21 abril, 2014 a las 7:56 pm

Tiene que estar para morirse de bueno!! se ve muy jugoso y muy rico!! Bs.
Julia y sus recetas.





22 abril, 2014 a las 6:31 am

Tu poke cake seguro que estaba riquísimo ;). Lo sé porque yo he elegido los mismo ingredientes, jeje. Un beso!





22 abril, 2014 a las 2:07 pm

Muy rico, esta combinación de sabores es deliciosa y gusta a todos!



22 abril, 2014 a las 7:03 pm

jajjaja que gracia me ha hecho al decir que como terapia aconsejas lo de agujerear el bizcocho, pues jugosito que te quedó también



23 abril, 2014 a las 8:19 am

ME HA ENCANTADO COMO LO HAS HECHO, TIENE QUE ESTAR DE MUERTE.
UN BESO



23 abril, 2014 a las 7:16 pm

Chocolate y natillas una combinación muy rica!!!
besos



24 abril, 2014 a las 4:13 am

las natillas asi con bizcocho esta de muerte



29 abril, 2014 a las 5:14 pm

Rocío, me ha encantado ese corte chiquilla, se ve súper jugoso y es como tiene que ser. Ains lo de la nena, terminará eligiendo su ropa, jeje
Besitos



3 mayo, 2014 a las 7:42 pm

¿Que bueno te quedó….tan jugoso! Uhmmmmm
Besos



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *